Add to FacebookAdd to DiggAdd to Del.icio.usAdd to StumbleuponAdd to RedditAdd to BlinklistAdd to TwitterAdd to TechnoratiAdd to Yahoo BuzzAdd to Newsvine

¿Algunas vez han estado en el desierto? El desierto es inmenso, gigantesco. Es un mar de arena. No conozco realmente los mares, no salgo mucho del desierto, pero mi padre me dijo que son desiertos de agua y más o menos me los imagino.

El Desierto

Aquí en el desierto dividimos a la gente entre quienes viven en el desierto (nosotros, los Beduinos) y quienes no.

Los Beduinos somos personas temperamentales. Gente de armas tomar. Si deseamos algo nos subimos presurosamente al camello, sin pensarlo y blandimos la espada hasta obtenerlo. Somos gente de sangre caliente, pasionales.

Los forasteros no. Son más tranquilos, más pensantes, más calmos, más estrategas. Tipos de sangre fría. Mi hermano desde chiquitos les decía pingüinos, ya que muchos venían de traje a comprar nuestro petróleo, dando pequeños pasos como estas aves. Realmente eran muy graciosos. Muy divertidos.

El mundo se dividía para mi hermano en Beduinos y Pingüinos.

Un día ya cansado del fútbol, de las líneas de 4, de las pelotas paradas, de los arqueros que van a buscar la pelota atrás del arco cuando saben que ya esta acomodada para sacar, comencé a ver un partido de República Checa. No sé por qué, el fútbol había perdido emoción para mí, pero supongo que hasta Rony Arias pone Fashion TV de vez en cuando. No tardé en emocionarme. Estos tipos tenían 2 líderes fútbolisticos, un Beduino y un Pingüino, Koller y Nedved. Me di cuenta que el fútbol también se dividia en Beduinos y Pingüinos, que según jugaran bien o mal podían ser DLAM o DLAV. Todos los equipos o al menos todos los partidos tenían un Beduino y un Pingüino, sólo había que encontrarlos e hinchar por ellos.

Me pusé a ver un Boca River y estaban Lucho Gonzalez y Tevez. Y en cada ataque de Boca hinchaba porque Carlitos fuera el Beduino DLAM y en cada uno de River porque González fuera el Pinguino DLAM.

Poco a Poco el fútbol recobró su magia, de nuevo me entretenía.

Si un Beduino o un Pingüino tenía un mano a mano contra el arquero me decía a mi mismo “¿De la vida o de la muerte? ¿De la vida o de la muerte? ¿De la vida o de la muerte?”. Y si lo hacía en vez de gritar gol, me confundía en un abrazo con Alejo Apo y decía “De la muerte!!!”. Y si lo erraba, triste admitía “De la vida”.

Y esta teoría, que nació en el desierto, pasó por el fútbol, se trasladó al resto de la sociedad. Todo grupo que quiera ser exitoso debe tener dosis exactas de Pingüinos y Beduinos.

Si hay exceso de Pingüinos se transforma en un nido de víboras.

Si hay exceso de Beduinos, en un grupo de talibanes, de fanáticos.

Brigada A

Piensen en el Grupo más exitoso de la historia de la humanidad, piensen en Brigada A. Tenían dos beduinos (Mr T y el Murdock) y dos Pingüinos (Anibal y Faz). Dosis exactas.

El gordo y el flaco, Beduino y Pingüino.

Carlín y Pablo Raggo, lo mismo.

Este blog, como brigada A, fue planeado con dos Beduinos (El Leñador y quien les habla) y dos Pingüinos (El Sabio y El Ermitaño).

Por eso recomiendo:

  • Identifiquen a los Beduinos
  • Identifiquen a los Pingüinos
  • Mézclenlos en dosis exactas según la misión.

Esta es la receta del éxito.

Saludos.

El Beduino.

Ej de Pingüinos y Beduinos en la historia:

Pingüinos:

  • De La Rua – 2001: Pingüino DLAV
  • Riquelme – Boca: Pingüino DLAM
  • Verón – 2002: Pingüino DLAV
  • Franchescoli – River: Pingüino DLAM

Beduinos:

  • Jimmy Hendrix: Beduino DLAM
  • “Cuqui” Silvani: Beduino DLAV
  • “Chapu” Nocioni: Beduino DLAM
  • Dollberg: Beduino DLAV

Elegí a los tuyos.

Like This!