Psicologos


Add to FacebookAdd to DiggAdd to Del.icio.usAdd to StumbleuponAdd to RedditAdd to BlinklistAdd to TwitterAdd to TechnoratiAdd to Yahoo BuzzAdd to Newsvine

Pasa también con los bostezos. Uno bosteza y enseguida le contagia el bostezo al resto. La mejor forma de arruinar una reunión es bostezar, es generar ese efecto domino de sueño indetenible.

Una vez me echaron de un trabajo por bostezar, un jefe medio loco, histérico, obsesivo, seguramente preocupado por la avalancha de bostezos que podía llegar a generar, por el contagio, claro que también estaba durmiendo abajo del escritorio, pero es que el baño estaba ocupado.

(más…)

Anuncios

Add to FacebookAdd to DiggAdd to Del.icio.usAdd to StumbleuponAdd to RedditAdd to BlinklistAdd to TwitterAdd to TechnoratiAdd to Yahoo BuzzAdd to Newsvine

Pasa cuando somos niños. Los adultos, la civilización requiere que incorporemos ciertos comportamientos, ciertas conductas básicas.

Revisando la casilla encontré este mail. Es de una chica que desea ayudar a nuestro gran amigo El Leñador. Leñador quedo pendiente de tu respuesta para trasmitírsela.

Ahí va:

Buenos días chicos

Mi nombre es Felicitas, tengo 24 años y hace poco me recibí en la Universidad de Palermo (UP), de Licenciada en esa gran ciencia llamada Psicología. Esa ciencia que se ocupa de mantener la salud interior, el alma. Muchas veces nos preocupamos si en casa hay goteras y llamamos al plomero y gastamos miles y miles de pesos, ¿pero qué hay de las goteritas del corazón? ¿De los corazones con agujeritos?

 

El Lobo Ludo

Voy al grano. Les escribo porque, a pesar de que me informo y me divierto mucho con este Blog, noto que todos los que los componen, quien más quien menos, tienen patologías muy marcadas y a veces delicadas.

(más…)

En la vida hay miles de profesiones, carreras y oficios que una persona puede desempeñar. Miles.

Algunos elijen ser mecánicos y con sus conocimientos reparan nuestros vehículos y máquinas, aplican sus conocimientos para hacer algo que sirve. Se basan en cosas claras, definibles, enumerables y ciertas.

¿Y que te puedo cobrar?

Otros elijen ser médicos y tienen una amplia y complicada gama de conocimientos y técnicas que usan para solucionar problemas aplicados a, la mayoría de las veces, sólo una parte específica del cuerpo humano. Es una carrera muy complicada, con una gran cantidad de contenido y así y todo las personas se deben especializar solamente en una parte del cuerpo humano, demostrando la complejidad del mismo.

 

En realidad no estoy mirando el reloj ;)

Otros elijen mentirle a la gente (ellos creen lo que dicen pero en el fondo saben que no es algo indiscutible). Elijen vender seguridad cuando en realidad lo que venden es su opinión personal. Reconozco que su opinión debe basarse en conocimientos adquiridos al estudiar, pero también creo que tiene DEMASIADO PORCENTAJE DE OPINIÓN, como la puede tener cualquiera.

(más…)

Add to FacebookAdd to DiggAdd to Del.icio.usAdd to StumbleuponAdd to RedditAdd to BlinklistAdd to TwitterAdd to TechnoratiAdd to Yahoo BuzzAdd to Newsvine

Toda aquella persona que alguna vez trabajó en relación de dependencia, seguramente tuvo que hacer un test psicotécnico.

En mi cabeza tengo el nuevo Google, pero nunca nadie lo sabra

Aparentemente, el estar loco no es un atributo que se precie mucho en el mundo empresarial, a pesar de que la gente un poco loca es aquella que realmente logra innovaciones y productos que se venden por millones de billetes verdes.

Hay varias cosas que me “molestan” de los test psicotécnicos.

El que no tiene trabajo, es porque no lo busca

(más…)

El Sabio tuvo que estudiar matemática en la Universidad. Tuvo Álgebra, Análisis matemático I y II, Modelos numéricos, Matemática Discreta y unas cuantas materias más, todas de tinte matemático.

Me queda muy claro, es muy logico

Uno de los temas que se enseñaron en algunas de estas materias que siempre le molestó al Sabio fue Lógica. Si algunos lo recuerdan, eran todo ese tipo de reglas similares a “si pasa A y pasa B, entonces, pasa C”. Simplificaciones de la realidad que generalmente son tan simples que no sirven para nada.

“Si llueve y salís a la calle, te vas a mojar”, es un clarísimo ejemplo de una proposición “lógica”. Pero no es tan lógica, piensen que si uno tiene paraguas no se va a mojar, si va por los techitos puede no mojarse, si utiliza una bolsa de consorcio negra que lo cubre, a lo sumo se tragará una pared por no ver nada, pero no se mojará. No es tan lógico.

Pero hay otro uso que se le da a la lógica.

Hay algunas cosas que uno se supone que no debe preguntar, que debería siempre saber. Cosas que están dadas por la cultura, por el conocimiento y el saber popular y por las buenas costumbres. Estas son las cosas que, “lógicamente”, uno debería saber.

Ahora, la teoría que hoy presentamos es que estas cosas NO SON TAN LÓGICAS. Lo que para uno es obvio, para otro no.

Hace poco a una persona le robaron el auto porque dobló mal y apareció en la isla Maciel (lugar complicado en Buenos Aires si los hay). Sus compañeros de trabajo le recriminaban: “¿Vos sos boludo? ¿Cómo te fuiste a meter a la isla Maciel? Es lógico que te hayan afanado el auto, agradecé que pudiste salir con vida…”

Resulta que esa persona no conocía mucho la historia de la isla Maciel, por lo que para el NO ERA TAN LÓGICO que le robaran el auto si se metía ahí.

Estoy bien, ya te dije!

Las mujeres muchas veces también hacen uso de estas cosas que creen son lógicas. Les muestro un ejemplo de una conversación:

El: “¡Hola! ¿Cómo estás?”
Ella: “… bien…”
El: “Buenísimo, me alegro,¿tenés ganas de hacer algo el viernes?
Ella: “No, zapallito, ¡obvio que no! ¿No te dás cuenta? Sos un tarado, ¡chau!”

¿Se supone que es lógico que si dicen bien en un tono bajito y como perdido es que está todo mal? ¿Por qué no dicen MAL? Entre los hombres, si uno dice bien, es bien, y si dice mal, es mal. No es lógico que un “bien” implique “mal”. No lo crean, no es lógico.

Como tampoco son lógicas algunas de las cosas que suele maquinar una mente femenina: “Si no me llamó hoy quiere decir que se cansó de mí, o que se fue de joda”, “es lógico que el hombre tiene que dar el primer paso” y demás cosas que quizás estén aceptadas socialmente, pero eso no significa que “sean lógicas“.

Acaso hablo en chino?

Otro ejemplo es cuando en el trabajo a alguien le piden hacer algo, lo hace y su jefe viene y le dice: “¿Pero por qué no hiciste esto otro también? ¡Te tendrías que haber dado cuenta que también iba! ¡Es lógico!”. Bueno, seguramente será lógico para él, pero hasta que no termine de desarrollar poderes de mentalista, esa persona no podrá determinar si “es lógico” que se haga eso.

Así que seamos lógicos, pensemos un poco y no demos nada por sentado. Nada es lógico. Todos estamos un poco locos. Lo que hoy es lógico (que La Tierra sea un plano asentado sobre 4 elefantes que están parados sobre el caparazón de una tortuga) mañana puede ser que no lo sea.

El Sabio se retira a mandar a la cárcel a una persona que anda gritando que la Tierra es redonda y que los elefantes no existen.

El ermitaño es un bicho raro, un tipo que le gusta estar solo todo el tiempo (y no le gusta hablar del tiempo).
La gente lo ve mal, lo mira mal, piensa que por estar solo, se va a terminar transformando en alguna especie de hombre lobo que los va a cazar cuando se aproximen a la ermita.

Home Alone

A lo largo de la historia se ha considerado a la gente que quiere estar sola como gente rara, gente antisocial y que tiene algún problema. A los dos o tres meses de soledad de una persona, generalmente se lo lleva al manicomio, a encerrarlo en una habitación con colchones en las paredes y con camisa de fuerza. Que esté solo, pero que no se pueda rascar el tujes.

También el cine ha hecho un culto del estar solo. Pero siempre para mal. Si uno se queda solo en una película lo acechan los ladrones, asesinos seriales disfrazados, la máscara de Loki, un espíritu (que no te deja solo), un mal programa de televisión o, simplemente, la persona que está sola es un perdedor.

Ahora pregunto, ¿qué tiene de malo estar solo? ¿Por qué ese prejuicio hacia la soledad? ¿Qué dirá mi amiga Soledad?

Bueno, mi teoría es esta… No sólo es preciso estar solo a veces, sino que la gente lo disfruta mucho más de lo que se dice o insinúa.

Piensen que cuando uno está solo puede:
Poner la música a todo volumen.
Pasearse desnudo por la casa.
Tomar leche del sachet.
Comer con la mano o de la cacerola.
Ir al baño y dejar la puerta abierta.
Putear al 9 del Winning Eleven porque yerra un gol hecho.
Tomarse su tiempo para hacer las cosas.
Levantarse a cualquier hora.
Cantar muy mal y desafinadamente.
Hacer imitaciones de Tom Cruise en Risky Business.
Disfrazarse y que nadie lo considere un loco de remate.

Por supuesto que, como en los grupos de beduinos y pingüinos, debe existir el equilibrio. El tipo que esté todo el tiempo solo será considerado un ermitaño, alguien que está fuera de la sociedad y aquel que no tiene un tiempo para sí, bueno, se volverá loco.

Hay que tener cuidado, durante toda la historia hubo discusiones acerca de si el hombre es hombre por estar en sociedad o si ya es hombre antes de estar en la sociedad. Esto, más que para el sabio, es para el filósofo.

Convengamos que hay muchas cosas que no se pueden hacer solos, como un picado, un baile o aprender a chamuyar (¿practicamos acaso con las paredes?) o conseguir material para escribir una teoría. Y que son muy importantes. El Ermitaño es uno solo. No creo que quiera que lo copien.

Asi que, mis queridos amigos, es bueno estar solo, díganle a aquella “niña bien” de San Isidro que no es una enfermedad, que cuando te preguntan “¿Salís?” y vos decís que NO, no es para llamar a tu mamá o andar comentándolo por allí que fulanito no quiso salir, que para ella está desarrollando algún tipo de fobia social o que ya no la quiere.
Comentale también que ella se va a terminar volviendo loca porque, tristemente, no puede, ni sabe, ni disfruta de estar sola.

Simplemente, en ese momento, él quería estar solo.

El sabio se retira a buscar algo que ponerse, porque tocan el timbre.

PD: Que no se convierta en costumbre tampoco. También se volverán locos.